fbpx

Comments

La transformación digital trae una Industria 4.0 y grandes cambios

industria 4.0

Entendiendo la industria 4.0

La Industria 4.0 o más conocida como industria inteligente se considera la cuarta revolución industrial, y tiene como meta transformar a las empresas y fábricas en organizaciones inteligentes para mejorar su rendimiento actual.

Introducción a la Industria 4.0

La Industria 4.0 es el futuro y está a la vuelta de la esquina. Nos referimos a la que promete ser la cuarta revolución industrial, y está totalmente ligada al concepto de transformación digital. Consiste en la introducción y aplicación de la tecnología digital a todos los sistemas y procesos de producción de las industrias actuales. También se aplica en la relación de las empresas con los clientes. Estamos hablando de un cambio que afectará a todos los niveles de las empresas.

El mundo digital 4.0 comporta la digitalización de las cadenas de valor con la integración de tecnologías de procesamiento de datos para poder predecir y controlar de forma inteligente las actitudes y comportamientos de los consumidores. Este es uno de los retos de la transformación digital, usar los datos que se obtienen a través de software y sistemas de análisis para transformarlos en información útil y valiosa.

Desafíos y novedades que trae la transformación digital

La industria 4.0 es un modelo de organización que se basa en las tecnologías de la información, teniendo en cuenta el Internet de las cosas, el análisis de Big Data, la realidad aumentada, entre otros factores que, como ves, transformarán la industria actual. La digitalización cada vez es más bidireccional, es decir, que se van analizando datos para poder mejorar los productos y cubrir mejor las necesidades de los clientes.

Actualmente hay mucha competencia entre las empresas a nivel de diseño, producción y venta, ya que cada vez se ahorran más en costos y mano de obra. Pero, por otro lado, hay un compromiso social más alto que hace años. Además, los consumidores están muy informados y reclaman un acceso inmediato a las ofertas de las empresas. Esto provoca que haya más innovación colaborativa, medios flexibles y una atención al cliente más directa y personalizada.

¿Cuáles son las claves para el desarrollo de la Industria 4.0?

Habilitadores digitales. Son los encargados de hacer paso a la Industria 4.0, y va a suponer una transición de lo tradicional a las fábricas del futuro. Todo evolucionará hacía lo digital y podremos interactuar con las máquinas.

Fabricación flexible y a demanda. El cliente últimamente juega un papel más importante en la transformación digital y está en el centro de la estrategia de muchas de las empresas actuales. Nos referimos al cliente hiperconectado, que está informado y se va volviendo más exigente a todos los niveles. Por eso, debes tener en cuenta la satisfacción del cliente y ser flexible para ofrecer lo que realmente reclama.

Modelos productivos adaptados. Uno de los cambios más importantes es que se dejará de lado la fabricación en masa de toda la vida para fabricar en tiempo real de forma más eficiente y con cadenas de producción de más calidad. De esta forma, se pone el foco de atención en los productos personalizados.

Líneas de producción inteligente. Es imprescindible que estés al día y te adaptes a la demanda y no dejes de reinventarte. Muchas de las empresas actuales trabajan con demanda cambiante y personalizada, teniendo en cuenta las necesidades de cada momento.

Cadenas de suministro optimizadas: Hay y habrá un enorme cambio en la forma de entender las cadenas de suministro de los productos de las fábricas. Cada vez será más común adaptar las materias primas y la producción a la demanda para proporcionar un producto final adecuado.

La transformación hacia una industria conectada

Cada año se apuesta más por la disrupción digital y se le da más importancia al mundo emprendedor. Las nuevas ideas cobran mucha importancia y, sobre todo, se valora la anticipación a las nuevas tendencias para crear nuevos productos que sean capaces de entrar en nuevos mercados. Para ello, la especialización es clave para crear productos innovadores y disruptivos.

Por otro lado, en la industria está cambiando la forma de organizar el stock. Actualmente, no tiene sentido almacenar grandes cantidades de productos en centros de almacenaje, se apuesta mucho más por el etiquetado inteligente y una organización con sentido y eficiente de los productos.

Una de las claves del éxito de la Industria 4.0 serán las grandes colaboraciones que añadirán valor a la productividad de diferentes sectores. Por ejemplo, las empresas y emprendedores jugarán un papel fundamental e irán de la mano para conseguir buenos trabajos y procesos colaborativos.

Tampoco hay que olvidar que tratar el concepto de transformación digital e Industria 4.0 también implica tener en cuenta las smart cities y su contexto. Están evolucionando las formas de consumir y cambiando los roles, así como también la forma de relacionarnos con el entorno. Como te puedes imaginar, nos referimos a un concepto que va a ser una realidad en unos años.

 
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *